Lecturas de enero

¿Les pasa que al comienzo de un nuevo año se proponen metas de lectura? Este año me propuse leer menos, pero cosas que de verdad me gusten. Obviamente rompí mi meta de inmediato porque empecé con Lolita, algo que no habría elegido de forma deliberada, pero que de igual manera me terminó gustando.

1. Lolita

lolita

Soy reacia a leer clásicos porque me aburren. El otro día al despedirme de una amiga, ésta me dijo “tengo ganas de leer los clásicos, pero los clásicos-clásicos, como Moby Dick o El viejo y el mar”. A lo que le respondí: suerte con eso bai.

No obstante, terminé leyendo Lolita. Soy una persona algo frívola y al tener en mis manos un edición hermosa (la de la foto) me dije: bueno, qué demonios.

Lolita, escrita en el año 1955 por el ruso Vladimir Nabokov, tiene una trama escandalosa: un hombre de unos 50 años se enamora de una niña de 12. Sí, de 12. Esto ocurre en un pueblo de Estados Unidos, y luego a través de todo ese país en donde viven miles de aventuras y antiaventuras.

Antes de empezar a leer tenía más o menos claro de que trataba la historia. Algunas personas me comentaron que en ella el bien y el mal están desdibujados ya que el protagonista, el pedófilo Humbert Humbert, termina ganándose la empatía del lector.

No fue mi caso. Todo el tiempo le desee la muerte, jamás dejé de creer que era un psicópata y sentí angustia por Lolita.

El libro es largo. Son alrededor de 400 páginas llenas de descripciones a veces tediosas. Tiene erotismo, misterio y algo de humor. Al final de esta edición hay un texto de Nabokov en el que explica las dificultades que tuvo 1. para escribir la novela, pues lo hizo en inglés siendo que su mente funcionaba en ruso y 2. para publicarla, ya que muchos editores o la encontraban aburrida o pornográfica.

Pero no es pornográfica en lo absoluto.

Entusiasmada al terminar la lectura, vi Lolita de Stanley Kubrick¹ ¡y la encontré muy fome! ¿Alguien más la vio?

2. Susan Sontag. Intelectualidad y glamour. Una biografía

17da610e1fa7504d443fe5cd8081163980e3807c

Sin ser fan de Susan Sontag. admiro su cerebro y el como llegó al olimpo del intelecto abriéndose paso en un mundo de hombres, siendo mujer, madre soltera, y lesbiana.

Las biografías solo valen la pena si el protagonista ha tenido una vida excepcional y este es el caso. La vida de Susan Sontag fue fabulosa en todo aspecto, siendo una niña genio, adolescente universitaria, ensayista glamorosa, directora de cine incomprendida y por sobre todo, una amante tanto de la alta cultura como de la cultura pop.

Lo que me gustó de este libro es que muestra los aspectos desagradables y brillantes de la personalidad de Susan, que tenía el potencial de ser una buena y mala persona al mismo tiempo. Bueno, como todos, supongo. Solo que su ego estaba fuera de control.

De forma cronológica están narrados todos los hitos de su vida que son millones. El que más me llamó la atención fue durante la guerra de Bosnia en 1995. Ella se instaló en Sarajevo para montar una obra de teatro, bajo el peligro inminente de morir. En ese momento fue cuestionada por querer llamar la atención y hacerse publicidad, crítica a la que respondió ofendida, diciendo que las personas ya no lograban entender cómo se podía hacer algo por altruismo o por seguir los propios principios. Y en efecto, ese tipo de pensamiento, hoy ya no tiene ningún sentido. Nadie cree que alguien sea capaz de hacer algo si no es en su propio beneficio.

Su idea sobre el feminismo también vale la pena tomarla en cuenta. Acerca de qué es lo que realmente busca el movimiento y de los pasos en falso que se cometen en nombre de la causa. En realidad, sus ideas sobre todos los temas valen la pena tomarlas en cuenta. Porque en su vida, opinó sobre casi todo lo que una podría imaginar.

2. Imputada. La historia de la negra tatuada en la UDI.

2336326

Imputada son las memorias de Lily Zúñiga, también conocida como la Negra Tatuada, quién trabajó como jefa de prensa en la UDI alrededor de siete años. Durante ese tiempo fue testigo presencial de la corrupción más asquerosa y de los comportamientos humanos más vomitivos que existen.

Los hechos están narrados desde el punto de vista de ella como víctima, quién tuvo que soportar desde acosos sexuales de varios hombres, en varios contextos, hasta humillaciones por su origen y color de piel.

Es decir, la UDI es un lugar en el que no hay que buscar trabajo.

Lleno, pero es que lleno, de cahuines², el libro se lee rápido ya que te sumerge en el morbo y más de un día no dura. Es decir, es mega entretenido. Lástima que en el ítem redacción reprueba al máximo. Pero ¿qué importa con tal copuchar?


¹ Película en la que el mismo Nabokov participó en el guión.

² Lo genial es que las personas involucradas en los cachuines salen con nombre y apellido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s