Lecturas de febrero

Estuve chata con la lectura durante febrero porque un libro me tomó más de tres semanas terminarlo. Después de esa tortura leí dos libros cortitos, de los cuales uno hizo que me pusiera a escuchar en Spotify todas las canciones de Ricky Martin.

1. Manual para mujeres de la limpieza

manual_limpieza

Este manual es una eterna recopilación de cuentos escritos por la estadounidense Lucia Berlin. La gracia es que los relatos son autobiográficos y la vida de esta mujer fue turbulenta. Alcohólica y madre de cuatro hijos, trabajó en múltiples empleos para sacar a su familia adelante. Y como dato, vivió en Chile durante su adolescencia, por lo que un par de relatos están situados en Santiago y Pucón.

Los cuentos no son lo mío, pero ¡caí en la trampa! Escuché y leí que este libro era una maravilla que había salido a la luz (ya que la autora careció de reconocimiento en vida y murió en 2004), cosa que terminé creyendo, pues durante diciembre estuvo agotado en todas las librerías a las que entré.

Debe ser demasiado bueno, pensé. Craso error, me aburrí como ostra. Después de un excesivo prólogo, que se sobreexplica durante 20 páginas por qué hay que leer el libro que una tiene en las manos, comienzan los 43 relatos.

Sí. 43.

Me perdí de algo, ya que no logré encontrar a la brillante Lucia Berlin de los críticos literarios. El libro está bien escrito; los temas que trata, muy femeninos y conectados de forma sutil, son variados, pero aun así no pude sentirme dentro de las historias. Eran aburridas y monótonas al punto de que contaba las páginas que faltaban para que terminaran.

Depresivo. No lo recomiendo.

2. YO

8_17_ricky

Antes de leer su autobiografía me gustaba Ricky Martin. Ahora, lo admiro.

“Yo” salió a la venta siete meses después que el cantante le contara al mundo (a través de su cuenta de Twitter) que era gay. Cuando lo hizo, en el año 2010, tenía 38 años. Me da la impresión que estas memorias fueron planeadas para explicarle a los fans, más o menos, por qué no lo hizo antes.

Y lo hace hasta cierto punto, contándote que desde que era muy niño se sentía diferente a sus compañeros de colegio pues le gustaba bailar y cantar. O ya en su época de Menudo, dice que se sintió presionado para tener relaciones sexuales por primera vez con una mujer. El tema de su afectividad se toca a lo largo de toda la historia, nunca dando nombres.

No obstante, el libro entrega mucho más que cahuines. Es la historia de vida de un hombre que tuvo que ir a terapia para convertirse en un mejor ser humano ¡y lo logró! Tanto así, que por momentos no sabía si estaba leyendo una autobiografía o un libro de autoayuda.

Su faceta filantrópica es explicada en varios capítulos. Ricky Martin en este libro nos mete un gol: hace que leamos todo lo que piensa sobre la trata humana y como ha luchado para erradicarla desde un viaje a la India que lo marcó para siempre. Con una ingenuidad adorable, el artista (o su escritor fantasma) nos entrega lecciones de vida para que seamos mejores personas. No por nada los blerps del libro son de Deepak Chopra y Paulo Coelho.

Lo leí en dos días, tiempo en que vi todos los videos de Ricky Martin en YouTube, incluidas sus presentaciones en el Festival de Viña -que son cinco-, siendo la mejor en mi opinión la del 2014¹ ¿La han visto?

3. Contra los hijos

contra

Nunca oí hablar de Lina Meruane hasta que leí una entrevista que le hicieron en la revista Paula a principio de año². En ella, con motivo de la presentación en Santiago de “Contra los hijos”, le preguntaron un poco qué pretendía.

El libro lo encargué por Buscalibre porque no sé dónde más lo venden. La editorial es mexicana y el ejemplar que recibí es de la primera edición correspondiente al año 2014.

Contra los hijos es un ensayo o “diatriba” -como le gusta decir a la autora- que analiza cómo la maternidad ha transformado a las mujeres en esclavas y a los niños en tiranos. Por varias razones, entre ellas la nula ayuda del Estado y los hombres, que si bien en el último tiempo hacen algo, su responsabilidad sigue siendo algo muy cercano a cero.

El texto falla en ejemplificar con vidas de escritoras como el no tener hijos puede liberarte y viceversa. Pero ¿qué pasa con las mujeres que no han tenido acceso a la educación? ¿O las científicas? ¿O las mujeres normales? ¿No tener hijos te obliga a tener una carrera brillante para justificar tu decisión? Pues no lo creo.

Por otro lado, me pareció un aporte el capítulo que hace referencia a la revolución francesa. El punto culmine de la liberación del hombre occidental, más no de la mujer ¡Que nunca fue considerada en ella!

Además me gustó la crítica que le hace a las también escritoras María José Viera-Gallo y Caitlin Moran. Ambas han declarado que ser madres las ha convertido en supermujeres que cumplen con todas sus “obligaciones” y mantienen una carrera exitosa. O sea, por favor ¿A quién quieren impresionar?

Recomiendo el libro a cualquier mujer que no esté segura sobre si tener hijos es lo correcto. O a las que quieren tenerlos, pero sin que estos se conviertan en el centro de sus vidas. En realidad, se lo recomiendo a cualquier mujer.


¹ https://www.youtube.com/watch?v=yQUCxNP10m4

² http://www.paula.cl/reportajes-y-entrevistas/lina-meruane-hijos-tiranos-madres-sirvientas/

2 comentarios en “Lecturas de febrero

  1. Anónimo dijo:

    ¡Muy buenas tus reseñas! Debo confesar que todos los meses las espero jaja.

    Una consulta, nada que ver con libros, pero a qué película pertenece la foto de Barbara Streisand.

    ¡Gracias!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s